martes, 16 de octubre de 2012

Ya huele a Valme

En mi casa los trajes de flamenca se lavan pero no se pueden guardar. 
Ya huele a Valme , y yo no me puedo resistir ... no puedo evitar llevarme una varita de nardo a casa, no  puedo dejar de  escuchar los cohetes cada tarde, no puedo faltar a su besamano y no se me quitan las ganas de volver a colgarme esa  medallita que tiene los mismos años que yo y pensar que un Domingo más  voy a  llegar a Cuarto a con ella.
Ya voy a tener el moño hecho y la flor colocada , pero para esta ocasión es distinto, porque para mi es algo muy especial. Para mi no es un día cualquiera , para mi es el "día del Valme" , un día que a lo largo de mi vida siempre ha significado mucho y me ha dejado mucha huella .
Y lo mejor es que ya lo tengo todo preparado, porque como todavía no me había dado tiempo de recoger los anteriores "flamenqueos" , pues ya está todo listo. En momentos como éstos es cuando alguien como yo hace alarde de su optimismo y en lugar de pensar que va retrasada , piensa que lo que va es muy adelantada. Tanto es así que ya no me remuerde la conciencia por muchas cosas que tengo pendiente de organizar  en mi casa, es más, de lo que me arrepiento es de haber quitado el árbol de Navidad , porque así me ahorraría la tarea de tenerme que poner a buscar bolas y cintas dentro de poco.

Veis como quien no se conforma es porque no quiere? , por eso yo "con cualquier cosa estoy mona!".

E insisto en  que nadie se olvide de la ofrenda que hay que hacerle este año a la Virgen.

De mi parte , son muchas las gracias que le tengo que dar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario